Tierra Adentro

Número 195

El cine y la televisión saben de la tristeza y la alegría que generan los proyectos que no salen como se previó, que resultan una buena o mala sorpresa, que confirman lo sospechado o pasan del reproche a la admiración.

Publicar un libro, especialmente la reunión de una obra, es, en cierto modo, estabilizar su proceso de creación y de lectura; hacerla dialogar con una posteridad, buscada o no, desde la materialidad de la publicación y su circulación entre lectores y campos institucionales.
0 1406

Traducir un poema va más allá de traspasar palabras de un lenguaje a otro; esa experiencia de producción de sentido implica sacar un artefacto cultural de su engranaje para insertarlo en otro y tratar de hacerlo funcionar.
0 1189

La cabeza de Aristeo en donde se hizo el sacrificio de rectitud.
0 1142

Algo hay de cierto cuando digo te amo, ya que no padezco de fenómenos generacionales: Ni hippie ni tecnócrata ni revolucionario, siempre —rayo fulminante— conservo en mis puños el hematoma y la giba contra la falsa libertad del pensamiento de protesta No creo en la voluntad romántica del socialismo, tampoco en la obvia travesía de los capitales, aunque prefiero Cancún o Los Cabos, ese título particular que dan las mujeres bellas No quiero desmitificar la Conquista, quedarme atrapado —contigo o sin ti— en esa porción de ingenuo chantaje; quiero romper a patadas o golpes los agravios que dan fisonomía a la historia que nos cuentan: hacer perceptible, en cada orgasmo, la sangre que como una nube de nervios desciende por mi pecho No puedo decir te amo sin dar, mínimo, veinticinco panes amargos a los perros del alma; no puedo desaparecer la sed que tengo con poemas de agua dulce, mucho menos con el zumbido del río a punto de desbordarse Quiero la crueldad del niño que no tiene interés por la vida, su falta de precaución, sus ojos aislados del mar, lo que recorta y resguarda bajo una caja de crayolas y no muestra a nadie por el riesgo de convertirlos en aviones que caen    .
0 1340

Recientemente aparecieron dos libros de Clayton Eshleman, Mecha de enebros (Aldus, 2013) y Sealoque (Mantis editores/Instituto Queretano de la Cultura y las Artes, 2013).
0 5377

Los acontecimientos históricos tienden a retratarse en el arte, en la medida en que éste es un modo de representación de la realidad.
0 1819

La destrucción de edificios por causas sísmicas incitó al diálogo de los arquitectos japoneses contemporáneos, como mostró Taro Igarashi en su exposición ¿Cómo reaccionaron los arquitectos inmediatamente después del 11 de marzo? En este texto, el curador reflexiona sobre las construcciones en la fase de emergencia, las viviendas temporales y los proyectos a futuro.
0 1086

La generación que nació en 1985 está por cumplir treinta años y sus memorias del terremoto quedan en la educación que vino después, pero ¿qué sucede con las personas que nacieron el día del temblor? Itzel Lara presenta en esta obra un acercamiento a tres jóvenes que se enfrentan a la pérdida, a la desesperanza y al milagro de haber nacido en una ciudad en ruinas.

Para ir leyendo...

Esta década se ha encargado de elevar a la memoria centenaria a grandes escritores mexicanos.
Secretaría de Cultura